www.galopetrofeocaballo.com

Caballos

Caballos infelices y doloridos

Caballos infelices y doloridos

¿Qué estamos haciendo?

martes 22 de enero de 2019, 11:27h
En años recientes, hemos visto estudios científicos sobre el estado físico y mental de nuestros caballos, que nos hacen reflexionar sobre cómo los tratamos. Leer más…

En la Universidad de Rennes, Francia, un grupo liderado por Martine Hausberger ha realizado un número de estudios excelentes. Algunos de los cuales ya he mencionado en artículos anteriores: el mal efecto del “imprinting” promocionado por Robert Miller sobre la vida social posterior del potrito; la ausencia de un líder fijo o figura de autoridad en los grupos de caballos; qué factores influyen en la agresividad de los grupos domésticos; y otros, que nos dan unas bases de confianza para la interpretación que hacemos de su comportamiento.

En otro estudio, se buscaron caballos agresivos y sus dueños, en hípicas francesas, donde se valoró el grado de agresión exhibida. Para ello, se hicieron radiografías de la columna vertebral del animal y ¡vaya! el grado de daño en la columna por procesos degenerativos correspondía con el de las agresiones del dueño.

Artrosis de la columna en los últimos torácicos. La gran mayoría de los caballos de clase y los montados con mal asiento, sufren gran dolor de este origen, pues asumen una mala postura y malos hábitos de “no quiere”



Otro estudio de este equipo mostró que entre el 30% y el 80% de los caballos usados para clases con principiantes, tenían daño en la columna, lo que presupone un dolor severo. Comentaron que los porcentajes más altos de daño se daban en las hípicas donde los monitores no prestaron mucha atención al asiento del jinete, mientras que, en las hípicas donde los monitores se preocupaban más de que el asiento fuera correcto, más caballos escaparon a estos daños.

Cuando se considera que el animal tiene los movimientos típicos de este tipo de caballos –la rigidez, el impacto, la falta de elasticidad– está claro que la mayoría tiene tanto dolor que usarles para esto casi se puede calificar como crueldad, pero nadie lo ha visto así, ni siquiera el monitor. Lo que nos dice mucho de la falta de formación del monitor, que debería saber evaluar si la montura es adecuada para el caballo y por lo menos los aspectos de cómo leer si el caballo tiene dolor.

En mi experiencia con los cientos de caballos “difíciles” que han venido a mis cursos, considero que más de la mitad tienen dolor, que interpreto como falta de cooperación. Esta opinión se reivindica por un estudio nuevo de Sue Dyson, una veterinaria famosa por su trabajo sobre el sistema músculo-esqueleto, del Animal Health Trust en Newmarket de Inglaterra. Empieza por decir que, de cientos de caballos a medio nivel de doma, la mitad estaban cojos sin que nadie se hubiera dado cuenta.

Expresión de dolor, quizás por la presión del filete sobre sus dientes (no ayuda su mala monta), o por causa previa ignorada



El caballo, como animal de presa, no quiere hacer evidente que tiene dolor, lo esconde para compensar, aliviando la carga en la parte dolorida y sobrecargando otras partes de su cuerpo. Aún así, sus expresiones y conducta revelan el dolor que siente. Protesta, lo que se interpreta como resistencia o insumisión.

En el estudio, Dyson hizo una lista de las conductas mostradas por caballos montados 10 minutos al paso, trote y galope. Si no se comportaban perfectamente, les daba un analgésico para ver si la conducta cambiaba. De esta manera, refinó su etograma hasta tener una lista de conductas que podemos usar como indicadores de dolor, tal y como te mostramos a continuación.


Etograma: marcadores del dolor en el caballo montado


Dyson, Sue et al. 2018 Development of an ethogram for a pain scoring system in ridden horses and its application to determine the presence of musculoskeletal pain J. Vet. Behav: Clinical Applications and Research, 23 , 47 – 57.

Cuerpo-cabeza

• Cambios repetidos de la posición de la cabeza (arriba-abajo)
• Cabeza inclinada a un lado o inclinándose repetidamente
• Cabeza delante de la vertical >30º, > 10 segundos
• Cabeza por detrás de la vertical > 10 segundos
• La posición de la cabeza cambia regularmente, sacudida o girada, corregida constantemente

Facial – orejas

• Orejas rotadas hacia atrás o aplastadas (1 o ambos) > 5 segundos / repetidamente aplastadas

Facial – ojos

• Ojos cerrados o medio cerrados 2-5 segundos
• Esclerótico expuesto
• Mirada fija e intensa 5 segundos

Facial- boca

• Boca abierta/cerrada repetidamente > 10 segundos
• Lengua expuesta y/o moviéndose adentro y afuera

Cuerpo – cola

• Cola aplastada en el centro o llevada a un lado
• Sacudidas de la cola (movimientos grandes): repetidamente arriba y abajo/ a los lados/circular; durante las transicionesAires
• Precipitados (trancos al trote >40/15 segundos; ritmo irregular; cambios de velocidad constante
• Demasiado lento (trancos al trote <35/15 segundos): trote estilo passage
• Las piernas no siguen a las manos, desviados a un lado u otro; a tres pistas
• Cambios del aire espontáneos (p.ej. galope a trote)• Galope: cambios de pie espontáneos; arranques a mano equivocada repetidamente; cambios de mano o pie; desunido; torcido
• Tropieza o arrastra el dedo del casco repetidamente

Aires – obediencia

• Cambio repentino de dirección contra las indicaciones del jinete• No quiere avanzar, para espontáneamente
• Ponerse de manos (ambas manos levantadas)
• Botarse o dar coces (una o ambas piernas)

Otro

• Filete tirado de la boca a un lado


Mirando esta lista, se ve que la mayoría de estas conductas se interpreta normalmente como “no quiere”, o sea, desobediencia, frente a la cual se enseña aplicar más presión, más palanca, más mando, hasta que el dolor impuesto por el jinete supera el que el caballo ya tiene. En este punto, la mayoría de los caballos deciden no complicarse la vida y sufren sin protestar tan abiertamente, aunque siguen mostrando su incomodidad a quien quiere escuchar.

Claro, el dolor avisa de que hay algo mal, que si continuamos lo que estamos haciendo vamos a lesionarnos en serio. Al malinterpretar estas señales se termina con tantos caballos lesionados. Lo que lleva a esta mala interpretación es la creencia errónea de que los caballos, como nosotros y los chimpancés, reconocen la autoridad y aceptan que esta autoridad tiene el derecho de obligar por la fuerza o castigar a quien no le obedece, es decir, suponemos que comparten nuestra idea de la dominancia. Poco a poco se tiende a desechar esta postura anticuada y punitiva, aunque de nuevo vemos la necesidad de revisar la manera en la que los monitores de equitación enseñan y se les enseña.

Por eso, la posición de un grupo de científicos tan eminentes como ISES, la Sociedad Internacional por la Ciencia de la Equitación, es particularmente bienvenida, pues declara con contundencia que la dominancia no existe entre los caballos en el sentido antropomórfico y que el uso de ese concepto en la doma lleva a las prácticas dañinas que se ven a todos los niveles de la equitación, incluso los más altos.

La articulación temporomandíbula (ATM). En el dibujo se ha quitado parte de la mandíbula izquierda para revelar los nervios que hay por debajo. Cualquier inflamación de la ATM, causada por forzar la posición de la cabeza con la mandíbula inmovilizada por la muserola, afectará a los nervios. Esto perjudica el equilibrio y la coordinación del caballo, entre otros efectos



Es impresionante la normalidad con la que los aficionados imponen dolor sobre sus caballos en la búsqueda de la posición “correcta”, la cual no puede llegar a ser correcta si el caballo está tan forzado que se lesiona, como el pobre Totilas entre muchos otros.

La ISES ha publicado una serie de investigaciones demostrando el estrés e incomodidad generados por el rollkur, las muserolas y cierrabocas tan apretados, las presiones sobre el bocado tan fuertes que rompen la lengua o las barras, y más. Se ha olvidado de que uno de los principios de la Doma Clásica es la relajación de la mandíbula, sin la cual el caballo no puede flexionar la nuca sin estresar la articulación temporo mandibular. La inflamación causada por este estrés afecta al gran número de nervios que pasa alrededor, perjudicando la coordinación, el equilibrio, la propiocepción y, por supuesto, la comodidad del caballo. Por eso, se ve a tantos caballos flexionando el cuello, no la nuca, la falsa reunión y los aires disociados… y lesionados. Mirando a sus ojos se ve su desesperación y dolor.

“Resistencias” o protestas suelen indicar dolor, también revelado por el ojo, las orejas y la cola. Forzar al caballo adelante con la espuela mientras se le bloquea con la rienda, le duele aún más. La presión sobre el bocado con la muserola apretada estresa la ATM



No puedo terminar sin mencionar las investigaciones de Hilary Clayton, experta en biomecánica y practicante de la doma realmente clásica de la Universidad de Michigan, sobre lo que pasa en la boca del caballo con embocadura y la necesidad de hacer estiramientos especiales para fortalecer los músculos centrales de la columna, si insistimos en mantener el caballo en la cuadra, donde no tiene la oportunidad de hacerlos por sí mismo.

En fin, está acumulándose un poderoso cuerpo de trabajo científico que demuestra la necesidad de cambiar, no solo las actitudes y sensibilidades de quienes tratan con caballos, sino también la formación de los monitores y domadores que les enseñan y los jueces que los juzgan. Una revisión completa que acabará con los malos tratos, aunque sean inconscientes, que sufren los caballos en nuestras manos.

Aplaudamos los sacrificios de Gerd Heuschmann en su valiente batalla para convencer a la FEI de que sus jueces no siguen sus reglamentos, que exigen un contacto ligero, la cabeza nunca detrás de la vertical y el atleta feliz. En su nuevo libro Collection or contortion (hay que esperar una versión en castellano), de nuevo nos da la evidencia científica para los que ya tienen un ojo sensible y perciben que hay demasiado atletas no simplemente infelices sino profundamente doloridos.

Texto e imágenes: Lucy Rees / Fotos de los caballos: Crispin Johannessen

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (8)    No(0)

Foro asociado a esta noticia:

  • Caballos infelices y doloridos

    Últimos comentarios de los lectores (6)

    736 | Luis Octavio Lazalde Sanchez - 02/03/2019 @ 21:35:11 (GMT+1)
    Exelente informacion en particular estoy emocinado con el tema. Soy Medico Veterinario y me dedico a la podologia. En mi experiencia lo veo con frecuencia, mas bien en su mayoria los problemas oseos, musculares y de tejidos blandos se generan en los pies! Y dado a la poca importacia que se le da a este tema, todo lo que se genera, lo toman como parte del entrenamien y la verdad es que hay mucho que aprender en especial la gente que los monta. Necesariamente tienen que tener muchos mas conocimientos del comportamiento animal comensando por nosotros los humanos y tratar a los caballos como seres inteligentes y no humanisarlos para nuestra entera vanidad ecuestre hay que entendernos con los caballos en el lenguaje de los caballos no con nuestro lenguaje (riendazo, garrote y espuela). Me encanta tanta información.
    729 | Salomon Nizri - 11/02/2019 @ 20:06:48 (GMT+1)
    Muy inteteredante, estoy 100% de acuerdo en evitar dolor en nuestro caballo.
    728 | Eduardo Yrigoyen - 09/02/2019 @ 17:14:23 (GMT+1)
    Es necesaria la divulgación de éste estudio en todo nivel, pero en la doma, es en dónde he visto más el abuso de palanca en el bocado, para lograr una posición de aparente reunión, y ni sé diga en los caballos de rejoneo
    727 | Juan manuel ramallo - 09/02/2019 @ 16:41:51 (GMT+1)
    El artículo tiene conceptos muy buenos y otros muy equivocados como el del dominio Si no existiera la manada sería un caos Además partamos de la base que el caballo no está para que lo montemos
    726 | Alejandra Torre - 09/02/2019 @ 00:39:23 (GMT+1)
    Me parece extraordinario q existan seres q se preocupan y ocupan de demostrar el abuso consciente o inconsciente sobre estos nobles seres q pretendemos dominar. Pediría q se hiciera un esfuerzo mas por difundirlo y acabar con la ignorancia y la arrogancia de muchos en beneficio de una vida de respeto y cuidado de los caballos
    723 | Ana Grací Sánchez - 25/01/2019 @ 17:31:46 (GMT+1)
    Estoy muy deacuerdo en generar un cambio en la relacion del hombre y el caballo. Espero se consigan los estudios necesarios para que los caballos dejen de vivir en cuadrs, bajo malas practicas de equitación,... vayan pasando por dueños diferentes y en condiciones de sometimiento, estrés. Espero que la ignorancia o inconciencia cambie con la ayuda de estudios y la personas con buenas voluntad contribuyan a hacer posible una vida mejor para los caballos.

  • Normas de uso

    Esta es la opinión de los internautas, no de Galopetrofeocaballo.com

    No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

    La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

    Tu dirección de email no será publicada.

    Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.